Los cracks que nos perdimos (IV): Joe Cole

29 mar. 2012

Los cracks que nos perdimos (IV): Joe Cole


Por Rubén López | ruben@futbolconpropiedad.com

 Seguimos con esta serie de artículos con un jugador que todavía sigue en activo y a primer nivel, pero con el que a muchos nos quedó la incógnita de a qué podría haber llegado.




  • Joe Cole, un talento que no pudo escapar de las lesiones 

Joe Cole apareció por primera vez en los medios ingleses con la etiqueta de niño prodigio y se le relacionó desde muy joven con los grandes de Inglaterra. Cuando contaba con sólo 16 años se dijo que el Manchester United ofreció por él 10 millones de libras al West Ham, pero el traspaso nunca se llevó a cabo. Su progresión en las categorías inferiores del equipo 'Hammer' fue tan clara que debutó en el primer equipo con 17 años y con 21 el entrenador Glenn Roeder le hizo capitán.


Después de unos años siendo una de las estrellas destacadas del equipo londinense, y tras el descenso de 2003, emigra a los vecinos de Stamford Bridge para jugar en el Chelsea como uno de los primeros fichajes del ambicioso proyecto de Abramovich y pronto se hizo con la titularidad, siendo una de las piezas clave que consiguieron el campeonato de Premier League en 2005. Las cosas iban bien para el habilidoso  atacante, en 2006 firmó una renovación de contrato que aseguraría su estancia en el equipo blue durante otros 4 años y además pudieron revalidar el título liguero nuevamente con Cole como hombre destacado. 


Todo empezó a torcerse tras el Mundial de 2006. Mientras realizaba la pretemporada sufrió una lesión que le trajo problemas durante todo el año, y que le llevó a operarse en enero de 2007 y a jugar pocos encuentros esa temporada, aunque llegó a tiempo para disputar y ganar la FA Cup en una final ante el Manchester United. El 07/08 fue un curso más tranquilo, en el que tuvo regularidad y su nivel volvió a ser el de sus buenos años, llevándole a ser elegido mejor jugador del equipo. El Chelsea se quedó a las puertas de ganar la Champions League, pero después del fracaso de la final, empezó una nueva etapa, con Scolari al cargo, en la que Cole viviría de nuevo un calvario. Una lesión de rodilla le privó de disputar gran parte de la temporada y le hizo perderse también la preparación veraniega.


El nuevo entrenador, Carlo Ancelotti, quiso devolverle la confianza en su vuelta a los terrenos de juego, y le dio el brazalete de capitán durante algunos de sus primeros partidos tras la lesión. Las molestias no aparecieron, pero ya no era el mismo jugador. Sufría de la incertidumbre propia del miedo a recaer, y sus buenas actuaciones no eran tan abundantes como en sus mejores tiempos. Esto hizo que el Chelsea lo dejase marchar al finalizar su contrato, no sin antes ganar su 3ª FA Cup como jugador blue. Su nuevo destino fue el Liverpool.


Roy Hodgson tenía confianza en su nueva contratación. Le dio el número 10 y lo trató como fichaje estrella, pero su suerte en el equipo red no fue la esperada. Tuvo partidos memoables, combinados con épocas de absoluta irregularidad, y terminó la temporada con el equipo buscándole una salida, que encontrarían mediante una cesión al campeón francés, el Lille, para darle la oportunidad de demostrar que podría volver a ser el de antes.


En lo que va de campaña, el jugador inglés está siendo uno de los mejores de su equipo, ayudando a mantener a los de Rudi Garcia en los primeros puestos de la Ligue 1 y despertando intereses de equipos como el PSG. Está por ver si volverá a vestir del rojo del equipo de la ciudad de los Beatles, pero a sus 30 años todavía está a tiempo de recuperar el tiempo perdido.


Esta es la historia de un jugador con un talento que pudo llevarle a lo más alto, pero las lesiones le privaron de una continuidad vital en el momento menos oportuno, aunque no le impidieron ser un futbolista importante y de reconocida calidad.

5 comentarios :

  1. Este fue unos de mis jugadores favoritos espero ver su regreso en sus últimos años q le quedan

    ResponderEliminar
  2. Gran artículo, pienso que tiene muchas posibilidades de volver a triunfar en Inglaterra, si lo hizo Anelka con 29...

    ResponderEliminar
  3. Siempre me gusto mucho,ojala lo fiche elPSG y siga jugando la champions.

    ResponderEliminar
  4. Para mí fue el mejor Gol de Alemania 2006. Y que calidad tiene; que pesar como se fue a pique por culpa de las lesiones.

    ResponderEliminar
  5. gran jugador,rapido,habilidoso,con asistencia y precision de remate uno de mis favoritos de los ultimo años

    ResponderEliminar